Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Lunes, 25 de septiembre de 2017

Inicio

El futuro de la inteligencia

Los días 7 y 8 de Abril la Facultad de Psicología acoge el congreso "Advances on Intelligence Research: What should we expect from the XXI Century". Patrocinada por el Spanish Journal of Psychology, y organizada por María Ángeles Quiroga (UCM) y Roberto Colom (UAM), esta es la tercera edición de los Advanced Seminars, centrada en este caso en los avances que se producen y, sobre todo, que se producirán en la investigación de la inteligencia a lo largo de este siglo.

 

La primera pregunta que abrió el seminario se la hizo la propia organizadora, y profesora del Departamento de Personalidad, Evaluación y Tratamiento Psicológico II, María Ángeles Quiroga. Su equipo de investigación lleva años estudiando si los videojuegos pueden servir como alternativa a los test estándar para medir la inteligencia. Pero como ella misma aclaró, lo primero que hay que saber es qué se considera por inteligencia.

 

Según una definición de 1997 la inteligencia es una habilidad mental muy compleja que implica aspectos como el razonamiento, la planificación, la resolución de problemas, la capacidad de abstracción, la comprensión de ideas complejas y la capacidad de aprendizaje. A partir de esos criterios, Quiroga explicó que los psicólogos miden la inteligencia de la mejor manera posible, con tests unificados que miden el mismo tipo de inteligencia.

 

El IQ, o cociente de inteligencia, se puede obtener por cualquier test, pero según Quiroga en sí no es un test, es sólo un resultado. Explicó la profesora que los que se conocen como tests IQ son en realidad baterías de tests que miden entre 5 o 6 habilidades diferentes.

 

Ahora bien, ¿requieren los videojuegos inteligencia? ¿Se puede medir con ellos? Quiroga recordó que ya en el año 1989 hubo un estudio pionero en la Universidad de Manchester, en el que se encontró la relación entre la inteligencia y el aprendizaje de un videojuego concreto.

 

Desde entonces, hasta el año 2009, en el que Quiroga y su grupo de investigación continuaron esta línea de trabajo, no se habían realizado más estudios sobre la relación entre inteligencia y videojuegos. Sus trabajos se han realizado tanto con juegos diseñados específicamente como con juegos comerciales, y han llegado a la conclusión de que sí se pueden usar para medir la inteligencia.

De todos modos, Quiroga reconoció que es un método muy complejo, porque requiere mucho tiempo y mucho personal para medir los resultados, ya que hay que tomar nota directamente de la pantalla y eso es algo "paleolítico". La profesora considera que todos modos se pueden utilizar para conocer habilidades cognitivas.

 

Una de las grandes ventajas de este método de medición de la inteligencia es que a la gente le gusta jugar y eso anima a hacer el test más que con otros métodos. La coordinada del Seminario consideró que sería una buena idea que los equipos de desarrollo de videojuegos contaran con psicólogos e incluso animó a los estudiantes a que se buscasen un futuro laboral por esa línea.

 

Mientras tanto, en su laboratorio siguen en marcha dos estudios con un nuevo videojuego para medir la inteligencia.

 

¿Por qué hay personas más listas que otras?

Esta fue una pregunta general que impregnó todo el seminario y que el equipo de Quiroga y Colom ya respondió en parte en el año 2011 cuando afirmaron que esas diferencias se pueden deber a  los procesos cognitivos que componen la memoria a corto plazo, como son la codificación, el mantenimiento y la recuperación.

 

El psicólogo Douglas K. Detterman de la Case Western Reserve University, recordó en el seminario que la educación ha sido la faceta humana que menos ha cambiado desde hace cientos de años. Y mientras que otros asuntos como la alimentación, la reproducción, los transportes, las casas y el comercio son totalmente irreconocibles, en la educación ha cambiado poco más que los libros y las pizarras.

 

Con bastante humor, Detterman mostró relieves de épocas como el siglo XIV, en los que ya se identifica una clase magistral al estilo de las que se pueden ver hoy en día en cualquier colegio o universidad. Consideró el conferenciante que el hecho de que el sistema educativo se haya estancado se debe a que se ha puesto el foco en las escuelas y, sobre todo, en los profesores, "cuando en realidad el foco debería estar puesto en los estudiantes".

 

Aparte de por el sistema educativo, el hecho de que unas personas sean más inteligentes que otras también tiene un componente fisiológico. En el seminario se ha hablado de ello tanto desde el punto de vista genético como neurocientífico e incluso asociado al paso del tiempo y al envejecimiento del cuerpo humano.

 

En el Seminario se plantea también si la inteligencia se puede incrementar cambiando la actividad cerebral mediante el entrenamiento, una retroalimentación neuronal, la nutrición e incluso con técnicas de neuroestimulación con corrientes eléctricas.

 

En vista de los avances que se están haciendo en todos los campos tratados en el Seminario, el propio Detterman aseguró que "el futuro de la Psicología, lo que ocurrirá en los próximos 50 años, será increíble".

 

La profesora María Ángeles Quiroga; Javier Bandrés, editor de Spanish Journal of Psychology; Nieves Rojo, decana de la Facultad de Psicología; Fernando Chacón, decano del Colegio Oficial de Psicólogos de Madrid, y Ana Barrón, secretaria de la Facultad, durante la inaguruación del SeminarioMaría Ángeles Quiroga durante la charla inaugural del Seminario Advances on Intelligence Research: What should we expect from the XXI Century Roberto Colom, profesor de la Universidad Autónoma de Madrid y coorganiador del Seminario, charla con el psicólogo Douglas K. Detterman La profesora Quiroga y su grupo de investigación llevan años trabajando en el posible uso de los videojuegos, tanto especializados como comerciales, para medir la inteligencia
Bookmark and Share

Comentarios - 0

No hay comentarios aun.


Logotipo de la UCM, pulse para acceder a la página principal
Universidad Complutense de Madrid - Ciudad Universitaria - 28040 Madrid - Tel. +34 914520400
[Información - Sugerencias]
ISSN: 1697-5685