IGUALES

La Ruta de Magallanes se ha incorporado al primer globo terráqueo accesible

Incorporación de la ruta Magallanes al primer globo terráqueo accesible

Texto: Raúl Belinchón, Fotografía: Jesús de Miguel - 12 mar 2021 14:07 CET

Con motivo del 500 aniversario de la primera vuelta al mundo, la Facultad de Geografía e Historia ha acogido la presentación de la incorporación de la ruta de Magallanes al primer globo terráqueo accesible para personas con diversidad visual del mundo, presentado en octubre del año pasado en esta misma facultad. Y es que, como destacó el director del Centro Tiflotecnológico e Innovación de la ONCE, Guillermo Hermida, este proyecto surge a partir de la presentación del globo terráqueo y la necesidad de las personas con diversidad visual de conocer como es la Tierra y la perspectiva de movilidad que poseen las rutas marítimas como la de Magallanes y Elcano. En la presentación participaron el rector de la Universidad Complutense, Joaquín Goyache; el decano de la Facultad, Miguel Luque Talaván, y el director del Departamento de Historia de América y Medieval y Ciencias Historiográficas, José Manuel Nieto Soria. “Este viaje modificó la visión del mundo”, señaló José Manuel Nieto Soria.

 

Utilizando como base el primer globo terráqueo accesible, proyecto encabezado por el director general adjunto de Servicios Sociales de la ONCE, Andrés Ramos Vázquez, que no pudo asistir al evento, pero del que se acordaron todos los participantes, se han realizado modificaciones en el físico con el fin de poner al alcance de “nuestras manos” los hitos y trayectos realizados por la expedición comandada por Magallanes y Elcano con exactitud. Y es que, como destacó Hermida, vivimos en un mundo muy visual y las personas con diversidad visual no pueden apreciar como rutas accesibles los términos “aquí” y “allí”.

 

Como ya pasó con el anterior globo terráqueo accesible, las texturas y la tecnología de etiquetas RFID, junto con el lector específico para personas ciegas, LEO, son la parte fundamental y principal diferencia con los globos terráqueos comunes. La ruta de Magallanes se ha dividido en ida, con unos puntos discontinuos de tacto redondo, y vuelta, con unas líneas discontinuas cuadradas. Estos trayectos, a su vez, están seccionados con diferentes etiquetas RFID para su lectura sonora y compresión, además de unos barcos como motivo decorativo.

 

Aun así, este globo terráqueo no está destinado solo a gente con problemas visuales, sino a todos. Se pudo apreciar en el vídeo explicativo y así lo señaló Goyache en su intervención ya que, “las nuevas tecnologías prestan mucho apoyo a los estudiantes e incluso a la enseñanza en el aula”. Todo esto permite dotar tanto de una mayor inclusión, como de un mejor desarrollo profesional y personal.

 

La ONCE y la Universidad Complutense de Madrid llevan colaborando casi ya más de seis años en diferentes proyectos, además de realizar un esfuerzo común para integrar en la educación universitaria a todas las personas con diversidad visual. La propia Facultad de Geografía e Historia, año tras año implementa nuevas herramientas de accesibilidad para que las personas invidentes gocen de una mayor libertad y opciones a la hora del uso de las instalaciones. “Sin ciencia no puede haber progreso”, destacó Luque Talaván.

 

Este nuevo globo se presenta como “viajero” ya que como señaló Hermida, la presentación se ha realizado en la facultad, pero posteriormente viajará a Andalucía, desde donde se inició la expedición. Allí se celebrarán diferentes eventos y su apertura al público para luego formar parte del Centro de Recursos Educativos de la ONCE en Sevilla.

 

A este evento también acudieron el Consulado de la Embajada de Filipinas en España, ya que la Universidad Complutense, en la Facultad de Geografía e Historia, posee una Cátedra Extraordinaria de Estudios sobre Filipinas, además de que el primer avistamiento europeo de estas islas fue logrado durante esta expedición que se conmemora.